U. y Progreso 0 0 0 0
El Tala 0 0 0 0
 Atalaya 0 0 0 0
 Temperley 0 0 0 0
CAOVA 0 0 0 0
Echesortu 0 0 0 0
Sportsmen 0 0 0 0
Náutico 0 0 0 0
Sp. América 0 0 0 0
Ciclón 0 0 0 0
Saladillo 0 0 0 0
Talleres AS 0 0 0 0
Timbúes 0 0 0 0
         
         
         
         
         
         
         
     
 
bordados
home
Noticias flecha TNA flecha PABLO FERNÁNDEZ ES FICHAJE DE SPORTIVO AMÉRICA: "ME ILUSIONA JUGAR CON MIS AFECTOS CERCA"
07/08/2020
TNA | Liga Argentina
PABLO FERNÁNDEZ ES FICHAJE DE SPORTIVO AMÉRICA: "ME ILUSIONA JUGAR CON MIS AFECTOS CERCA"
El alero rosarino Pablo Fernández se transformó en la segunda contratación de Sportivo América para la temporada de la Liga Argentina. El diálogo con BR.
escribe
David Ferrara, @davidferrara35
escribe
imagen
Fernández jugará en su ciudad
Hugo Luna tenía un deseo desde hace tiempo. Pablo Fernández venía masticando un sueño en las últimas campañas. Los caminos se cruzaron en este tiempo de incertidumbre y pandemia y Rosario recibió una estupenda noticia: el alero formado en Provincial retorna a la ciudad para jugar la temporada de la Liga Argentina. Y su regreso excede lo puramente basquetbolístico. Tiene un significado superador.
A través de sus redes sociales, Sportivo América anunció la contratación del ex San Isidro, uno de los jugadores más importantes en la historia de la categoría, quien tiene el récord en mayor cantidad de partidos disputados en el ex TNA y es garantía de protagonismo con sus equipos.
La llegada de Fernández es una demostración de que la apuesta va en serio con el deseo de por primera vez meterse en playoffs y también una posibilidad de que otros jugadores vean atractiva la chance de jugar en el elenco de la ciudad. Otro punto a favor, la búsqueda de una identidad bien rosarina, por lo que no se puede descartar algún otro nombre de acá.
Es gol externo, es oficio para postearse, inteligencia para pasar la pelota y claridad en la lectura de juego. Pero también significa liderazgo dentro y fuera del rectágulo, lo que seguramente redundará en un compromiso de crecimiento de la organización, del plantel y del cuerpo técnico.
Los primeros indicios fueron en la pasada campaña, con charlas informales, y a lo largo de la temporada se sucedieron situaciones que dejaron entrever lo que podía llegar a pasar: Pablo se sumó a la ciudad con su pareja Verónica y su hijo Tiziano, que comenzó las clases aquí e incluso realizó alguna que otra práctica de básquet en el Verde.
Ya en la etapa pos pandemia, Luna reconoció que el interés era real y que lo que no se pudo concretar en el pasado podía darse ahora. Fernández también miró la chance con muy buenos ojos y el acuerdo económico llegó.
“Estoy muy contento. Recibí el contrato, lo firmé y se manejó todo muy profesional. Puedo decir que voy a jugar esta temporada en Sportivo América”, confirmó Pablo Fernández en diálogo con Básquet Rosario mientras controla que Tizi cumpla con sus clases online: “Tuve charlas en las últimas temporadas en las que Hugo me fue contando el proyecto y todo lo que me dijo se fue cumpliendo, porque su idea es hacer un trabajo profesional para el básquet de la ciudad y que perdure en el tiempo. Esta vez se pudo concretar”.
“Obviamente tiene un valor especial que la propuesta sea de Rosario, con la chance de estar cerca de los afectos y de las amistades en esta situación tan particular que estamos viviendo”, analizó el alero, quien no sabe cómo continuará el armado del plantel, pero que vio con alegría la llegada de un ex compañeros, Víctor Cajal, con quien se reencontrará: “Sabía lo de Víctor y creo que es importante contar con un jugador de su experiencia. No sé cómo continuará el armado del equipo porque no me meto en esas cosas y está claro que sólo vengo a jugar al básquet”.
Sin embargo, Pablo no puede dejar de emocionarse con el desafío de protagonismo: “Me tocó muchas veces estar en equipos que fueron protagonistas de la lucha por el campeonato y esta vez es un lindo desafío, ya que por ejemplo buscaremos llegar por primera vez a playoffs y estar lo más arriba posible. Después depende de varios factores, porque recién vamos a poder saber para qué estamos cuando se complete el equipo y luego ver cómo rinde a la hora de jugar”.
“Me ilusiona jugar para un equipo de la ciudad, poder estar con la familia y los amigos en la cancha. Me pasó pero siempre siendo visitante. Es más, como no le había contado a nadie que firmaba, ahora todos me están llamando y me cuentan las ganas que tienen de poder ir a verme jugar. Para colmo no sabemos si va a poder ir público a las canchas. Por ahí juego acá y me tienen que seguir igual por streaming (risas)”, contó el rosarino, quien amplía la cuestión incertidumbre que se vive: “No depende de América ni del torneo, sino del tema salud. Podemos especular con formatos o fechas, pero son eso, especulaciones. Por ahora me mantengo entrenando en el gimnasio y tirando solo al aro en el club”.
Por último, se ilusionó con contar con más presencia rosarina en el equipo, aunque reconoció que depende de muchos factores: “Si bien no tengo influencia en la elección, seguro que me gustaría que haya jugadores rosarinos en el equipo, pero eso depende de muchas cosas, como contratos y deseos de los basquetbolistas. En mi caso esta vez se pudo dar”.
Vuelve el pibe que se formó en Provincial, que se cansó de ganar en inferiores, el que vistió la camiseta argentina junto a su gran amigo Adrián Boccia y luego empezó a recorrer el país con el básquet, pero también vuelve el experimentado que se puso la camiseta de Santa Fe y de Rosario para ser campeón, el que intenta a cada paso engrandecer el deporte en la ciudad. Vuelve porque en su ciudad es feliz, pero también porque cree que puede colaborar en un paso que necesita este proyecto del básquet rosarino en su tercera temporada.

La mirada del DT
Por su parte Hugo Luna le contó a Línea de Tres que Fernández “es un jugador con mucha jerarquía, talento, gol, liderazgo. Pablo es un jugador con muchísima experiencia y tiene un gran sentido de pertenencia por el proyecto”.
“Para esta Liga, quiero jugadores referentes y que conozcan la categoría. Pablo (Fernández) y Víctor (Cajal), la conocen perfectamente y saben lo que juegan. Eso es lo que buscamos”, agregó el técnico rosarino.

Sus números
El rosarino de 37 años (nacido el 1° de noviembre de 1984) tiene un amplio recorrido dentro de la segunda división, una trayectoria prestigiosa en un nivel de alta exigencia. Contabiliza un total de 559 partidos jugados a lo largo de 16 temporadas en la divisional.
Viene de jugar la temporada pasada en San Isidro de San Francisco, donde promedió 10.4 puntos (53.9% en dobles, 22.9% en triples y 69.9% en libres), 6.0 rebotes, 3.1 asistencias y 1.2 robos en 29.7 minutos.
También pasó por equipos como Náutico Hacoaj, Echagüe de Paraná, La Unión de Formosa (con ascenso incluido en 2009), Alma Juniors de Esperanza, Alvear de Villa Ángela, Huracán de Trelew, Monte Hermoso Básquet, Hispano Americano (ascenso en 2016) e Hindú de Resistencia. Tuvo pasos por Belgrano de San Nicolás y Central Entrerriano de Gualeguaychú en la Liga A.

Ya tiene dos experimentados
Es el segundo fichaje confirmado de Sportivo América para la temporada 2020/21 de la Liga Argentina, recordando que hace unos días el club anunció otra contratación de mucho peso como la del base Víctor Hugo Cajal.
 
 
separa
separa
separa
volver